26 abril: tal día como hoy en 1860 España y Marruecos firman el tratado de Wad-Ras
Historia militar

26 abril: tal día como hoy en 1860 España y Marruecos firman el tratado de Wad-Ras

Con el tratado de Wad-Ras, España consiguió aumentar sus territorios y mejorar su comercio en África
La Paz de Wad Ras
La Paz de Wad-Ras, óleo de Joaquín Domínguez Bécquer (1870). Imagen: Wikipedia Commons.
|

Tal día como hoy, pero en 1860, España y Marruecos ponen fin a la guera de África con el tratado de Tetúan o Wad-Ras. Este nombre lo recibe porque la paz se acordó tras una serie de derrotas del ejército marroquí, entre ellas las fatídicas consecuencias que dejó para Marruecos la batalla de Wad-Ras, que obligaron al sultán Muhammad ibn´Abd al Rahman a pedir la paz a la reina Isabel II.

Los numerosos y frecuentes ataques a las ciudades de Ceuta y Melilla llevaron en 1859 a que el Gobierno español exigiese al sultán de Marruecos que sancionase a los culpables. Ante la no respuesta del Gobierno marroquí, Congreso de los Diputados la declaración de guerra a Marruecos, O´Donell, presidente del Gobierno en ese momento, propuso en el Congreso de los Diputados la declaración de guerra a Marruecos con el apoyo de los Gobiernos francés e inglés.

Contaban con un ejército de 36.000 hombres liderado por los generales Juan Zavala, Antonio Ros de Olano y Ramón de Echagüe y  Juan Prim en la reserva, junto con artillería y navíos para llegar a su objetivo, la toma de Tetuán, que acabó cayendo a principios de 1860 y el puerto de Tánger. 

A finales de marzo de ese año, tuvo lugar la batalla de Wad-Ras en Tetuán, donde los españoles derrotaron a las tropas del sultán y, unos días después, el 26 de abril, firmaron el tratado de Wad-Ras, por el que España recibía un territorio que posteriormente se llamó Ifni, llegaron a acuerdos comerciales en los que España salía favorecida, aumentó su territorio en Ceuta y Melilla y, además, Marruecos pagó las indemnizaciones de la guerra. En caso de que no las pagasen, España ocuparía Tetuán.

La firma de este tratado supuso el fin de la guerra de Marruecos y, a pesar de la victoria, el Ejército español careció de gran organización, ya que en muchos campamentos tuvieron problemas de aprovisionamiento. Además, el Ejército español perdió más de 7.000 hombres en el tiempo del conflicto (muchos de ellos también por enfermedades). La guerra de Marruecos causó decepción en algunos sectores de la población.

Recomendamos

Lo más visto